lunes, 22 de marzo de 2010

El Tio Matt en visperas de su viaje al Mundo Exterior.




11-1-2010

El tio Matt en víspera de su viaje al Mundo Exterior.

En el nombre de Dios, el mas clemente, el mas misericordioso.

“Solo son prisioneros los pájaros que cantan dulcemente.
Los búhos no se enjaulan.”
-- Mevlana Rumi.

“Amigos de mi juventud, ¡Por fin, adiós!
Tal vez un día volvamos a vernos;
Pero nunca seremos los mismos;
Los años nos convertirán
En otros hombres…
Id, desvaneceos de mi Vida
Como el tintineo de la campana
del Camello.”
--Kasidah-Sir Richard Burton.

“Le preguntaron a Shibli:
¿Quién te guió en el Camino?
Contesto:
Un perro. Un día lo encontré casi muerto de sed, a la orilla del río.
Cada vez que veía su imagen en el agua, se asustaba y se alejaba creyendo
Que era otro perro.
Finalmente, fue tal su necesidad que, venciendo su miedo se arrojo al agua; y entonces el
“Otro perro” se esfumo.
El perro descubrió que el obstáculo era el mismo y la barrera de lo que buscaba
Había desaparecido.
De esta misma manera, mi propio obstáculo desapareció cuando comprendí que era
Mi propio ser.
Fue la conducta de un perro lo que me señalo por primera vez el Camino”
-cuento de la tradición sufi.

“¿Qué es la verdadera libertad y cómo puede uno adquirirla?
La verdadera libertad no es algo que pueda adquiriese, es el resultado de la inteligencia. No puedes salir y comprar la libertad en el mercado. No puedes obtenerla leyendo un libro o escuchando hablar a alguien. La libertad adviene con la inteligencia.
¿Pero qué es la inteligencia? ¿Puede haber inteligencia cuando hay temor o cuando la mente está condicionada? Cuando tu mente tiene prejuicios o cuando piensas que eres un ser humano maravilloso, o cuando eres muy ambicioso y deseas trepar la escalera del éxito, mundano o espiritual, ¿puede haber inteligencia? Cuando sólo te interesas en ti mismo, cuando sigues a alguien o le rindes culto, ¿puede haber inteligencia? Ciertamente, la inteligencia llega cuando comprendes toda esta estupidez y rompes con ella. Por lo tanto, tienes que empezar, y lo primero es que te des cuenta de que tu mente no es libre. Has de observar cómo tu mente está atada por todas estas cosas; ése es el principio de la inteligencia, la cual trae libertad. Tienes que encontrar la respuesta por ti mismo. ¿De qué sirve que algún otro sea libre cuando tú no lo eres, o que algún otro tenga comida cuando tú tienes hambre?”
--Krishnamurti.





En la vida las personas tienen grandes cambios, uno nace, se casa, se convierte y desconvierte de las diferentes religiones, se gana una lotería o se arruina y lo pierde todo, en la vida también uno se muere y es que como parte final de esta , la muerte es otra puerta a otra existencia pero como umbral de la vida esta incluida, aunque aparente final, pero también esta el gran cambio que se refiere a vivir en otro lugar, un cambio de hábitat, como se podría explicar biológicamente como opción de supervivencia y ahora el tio Matt se encamina a un viaje indefinido, atemporal y alegórico al mundo exterior, un mundo tan raro, desconocido, abierto y grande.
Un fraggle metido en su cueva, dígase un cubano o isleño que no sabe del mundo exterior a su tierra de nacimiento y con inconcebibles deseos siempre de viajar y andar los caminos y paisajes de este planeta, pero que en unos días ya podrá sentirse libre al menos de tener la posibilidad de moverse, que aunque no cuente con los recursos para emprender la marcha continua esta al menos la posibilidad real del movimiento, sentido contrario a la palabra o concepto de estancamiento, y es que el tio Matt saldrá de la isla en el invento aéreo llamado avión y que en su tiempo lo describirá y lo sentirá por primera vez.
Los viajes cuasi definitivos y de cambio de vida son un renacer y si no lo son literalmente podrían servir para una vez mas simplificar equipajes y lastres, los cambios de hábitat le hacen meditar a uno sobre en realidad que necesita materialmente uno y de las otras pertenencias y recuerdos que no quiere desprenderse, y es un ejercicio también del apego con los amigos y familiares, y es que entran en los últimos momentos y sorpresivamente caras ya diarias y comunes pero con otro matiz y color en los ojos, es como si uno viera a las personas del día a día de manera diferente y es así con los lugares, las calles de siempre se ven con una óptica rara y a través de un prisma y colores como sepia en ocasiones y por momentos tintes mas vividos y los sonidos de las calles con una cacofonía maravillosamente única.
Es sin duda ahora un momento de máxima potencialidad creativa el hecho de sentir cierta presión inconsciente por el cambio fuerte que se avecina pero a la vez al estar las cosas todas arregladas y la cuenta regresiva a paso cada vez mas acelerada como si el tiempo si tuviera capacidad de flexión y no fuera igual que la aparente estabilidad que antes experimentaba, por tanto todo eso me ha dado el valor de escribir una vez mas. Todas estas emociones me hacen describir el sentir de alguien que se va, con mis ultimas paginas llenas de tristeza en el mejor sentido de la palabra de mi Cuba de nacimiento y que como la muerte sea un umbral para un nuevo renacer en otro lugar, los valientes son los que se quedan en la lucha, uno no es mas que el personaje vacío y sin gloria, el cobarde que se va a mejor situación y huye, los dignos de grandeza son los que tratan de enfrentarse al cambio para que en un buen futuro decidan vivir en su lugar de nacimiento y a la vez sentirse libres de moverse por los aires y senderos allende a los mares que les rodean con la naturalidad lógica de los tiempos que son.
Las tierras de la otra orilla no son el paraíso, todos lo sabemos, auque todos no compartan conmigo el hecho de que en nuestra mente están tanto el infierno o purgatorio, según seamos capaces de ser felices con lo que tenemos pero es que aquellas son simplemente otras tierras que desean ser vistas por estos ojos y nuevos aromas desean visitar mis sentidos y hacer nuevos amigos y miles de otros pasajeros por conocer y son todos los problemas y contradicciones de esos otros lugares del mundo exterior lógicos por el simple hecho de que al el ser humano le falta tanto por conocerse a si mismo y que esos países, islas, continentes podrían ser diferentes a mi idea de lo que puedan realmente “ser” pero al menos en muchos de ellos se tiene el marco legal y las normales posibilidades de traslado que la Cuba de hoy aun no tiene y la libertad de mostrarme que las carreteras del mundo y las vías aéreas están para que se recorran y no se miren desde el claustro involuntario al que se nos someten a los cubanos por un sistema que no acaba de entender que todos somos libres de movimiento en este planeta por consenso de todos los ciudadanos de esta gran villa que es la pelota azul, y no puede haber un mundo exterior ficticio para muchos y de libros y revistas y noticias y viajeros de las remotas regiones mas allá del mar en el que nos despedimos de ellos cuando se marchan, y mis palabras de hoy son una denuncia una vez mas para defender aquellos que solo quieren sentirse respirando la brisa suave de un amanecer en el desierto antes que la caravana con los camellos del Amor estén listos para seguir a otras regiones, les dedico con todo mi cariño a todos los que fueron mis copilotos en este viaje dentro de la prisión-isla y que también no quisieran seguir viendo las postales de viajes de sus camaradas que cruzaron a la otra orilla.
Mil gracias a Pablo Zulaica Parra por esas fotos geniales de los raíles de trenes en la red cubana ferroviaria, sin dudas un gran viajero con la sensibilidad exacta de lo que el tío Matt tiene como espíritu de Caminante por el mundo.


“Así hablo Zaratustra mientras abandonaba su cueva, ardiente y luminoso, como el sol de la mañana cuando surge entre los montes oscuros.”
------------------Friedrich Nietzsche.

No hay comentarios:

Publicar un comentario